sábado, 17 de mayo de 2014

VIAJERO



VIAJERO

Cuando tu tacto me socava viajero de entretejidos
llegan los rumores que se escuchan bajo la urdimbre de tu piel,
sudorosa lumbre que se abate entre la hojarasca
que se abate para asirse del tejer.
Caprichosos conjuros gimiendo, entretejidos gimiendo,
patrones gimiendo bajo varios rostros  de hilos delgados,
hilos de lluvia de mar concorvado.


En breve se repiten los murmullos de voz de algodón,
son los jiyotes que quedan al descubierto de la madrugada
rozando recelosos el paso varado del entramado.


En qué parte de él me has dejado,
dentro de la maleza de la gasa, de izote o henequén
quiero que sea en el vertebro de tus brazos,
dejar los besos escarabajos en cautiverio acantilado
y sumergirme en el vaivén de las entrañas
de esa urdimbre a la que llamo tu piel.



                                                                         Sága


No hay comentarios:

Publicar un comentario